Reunión de sacerdotes con líderes criminales fue para lograr la paz.

Danytza Flores

La iglesia católica, defendió la reunión del obispo de Guerrero con líderes criminales , porque el objetivo es lograr la paz en aquella entidad y se respete la vida de los civiles.

Reconoció que no es la primera vez que integrantes de la Iglesia Católica participan como mediadora en algunos conflictos sociales que se han presentado en nuestro país solo no se había revelado.

El prelado, lamentó que la iglesia tenga que intervenir en los problemas de seguridad, cuando es papel de las autoridades es garantizar la seguridad de las y los mexicanos.

Aunque era una situación distinta, Mojica Limón recordó el papel del obispo Samuel Ruiz en Chiapas, cuando fue mediador entre los pueblos indígenas y el gobierno tras el levantamiento armado del EZLN.

Destacó que la mediación es positiva, siempre y cuando se busque la igualdad y la justicia, para evitar la violencia, sin embargo, lo cierto es que existe riesgo para los ministros de culto.

En ese tenor el padre Aurelio, adelantó que el próximo 8 de marzo vendrán a Veracruz personas de otros países que han sufrido persecución religiosa, incluso sacerdotes de Guerrero que expondrán sus testimonios en la catedral.